El mapa mental: una opción para la compresión lectora(Javier Herrera Cardozo. Agosto, 14 de 2017)

Para leerlo se parte del centro que es donde se ubica el tema. Luego, se leen las ideas irradiadas. En el ejemplo están enumeradas, pero no es necesario porque se puede leer sin orden estricto. Da seguridad al que lo elabora porque puede aportar con libertad (el autor define si va a utilizar palabras, colores, figuras, símbolos, etc.) y expresar su creatividad.
Es una técnica visual. Hace parte de los organizadores gráficos y tiende a crear estructuras de conocimiento, pero en sintonía con el funcionamiento cerebral. Se puede elaborar a mano en el momento de la charla o después a computador, según la conveniencia. Tiene en cuenta las ideas previas del que lo elabora y su aspecto afectivo (se motiva por la sencillez del diseño). Fue creado por Tony Buzan en el año de 1994. Permite activar los dos hemisferios del cerebro.
Se pueden registrar con diligencia las ideas principales y secundarias de un texto, conferencia, clase, charla, etc. Así mismo, es posible realizarlo en grupo o individual. Por tal razón, permite consensuar (acordar) y socializar las ideas. Además, permite organizar y comprender la información. Es útil para preparar una exposición, conferencia, clase o charla, y en especial, para repasar un tema antes de la evaluación. De igual manera, se puede utilizar como estrategia de evaluación.
Además, permite mejorar el aprendizaje y aprender a pensar, revelar y promover el conocimiento, explotar la creatividad y la imaginación. Al utilizarse como técnica de estudio, hay más eficacia en cuanto a tiempo y trabajo. También, mejora la capacidad de memorización (evoca la información que anteriormente ha sido asimilada e interiorizada). En suma, establece una relación armoniosa entre la persona, la técnica de estudio y su parte cognitiva. Fuente: Buzan, T (1996). El libro de los mapas mentales. Barcelona: Urano.
¿Cómo se realiza?
• Ubicar en el centro lo más importante. Luego se irradian los demás aspectos. Se puede destacar por el color, el tamaño o por el uso de imágenes teniendo presente, que lo más importante se debe destacar más y, lo menos, menos.
• Las ideas importantes se sitúan cerca del tronco o centro, resaltándolas con color, imagen, etc. Las ideas secundarias están más alejadas.

Anuncios

0 Responses to “El mapa mental: una opción para la compresión lectora(Javier Herrera Cardozo. Agosto, 14 de 2017)”



  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s




Anuncios

A %d blogueros les gusta esto: