LA DISTRIBUCIÓN DE LOS PUPITRES EN EL AULA DE CLASE (Javier Herrera Cardozo. Bogotá, mayo 2009)

000_0409

Figura Nº 1. La distribución de los pupitres en hileras es útil para las evaluaciones individuales escritas.

Para establecer una adecuada comunicación y mejorar los procesos de enseñanza aprendizaje dentro del aula es importante que el docente, además de su saber pedagógico establezca una adecuada distribución de los espacios al interior del aula. El concepto de comunicación aquí expresado debe entenderse como un proceso de doble vía, en donde el receptor tiene la opción de dar una respuesta al emisor. Lo contrario seria entregar solo información a un agente pasivo por parte de uno autoritario.

 

comunicación

Por otro lado, la distribución de los pupitres dentro del salón permite que el estudiante aprenda a utilizar y percibir tanto el espacio físico como su intimidad personal, para saber cómo y con quién  lo utiliza (proxémica  Edward T. Hall 1963).  Es decir establecer diferencias entre la distancia intima (15 y 45 centímetros), la distancia personal (46 y 120 centímetros), la distancia social (120 y 360 centímetros)  y la distancia pública (mas de 360 centímetros).

 A continuación veamos algunas formas de  organizar el salón sus ventajes y posibles desventajas.

 1. EN LÍNEAS HORIZONTALES

           

Resultan útiles para el trabajo independiente del alumno en su sitio, para las explicaciones, las preguntas y respuestas; estimulan a los alumnos a concentrarse en el profesor. Las filas horizontales permiten una pequeña dosis de interacción entre vecinos, por lo que los alumnos podrán trabajar con mayor facilidad emparejados. Esta formación es también la más adecuada para las explicaciones, en fases en donde la lección requiere del tablero como elemento esencial para la comprensión del tema y en las evaluaciones escritas individuales, puesto que, los alumnos se hallan muy próximos y a la vista del profesor. Sin embargo, no resulta conveniente si un profesor pretende estimular la interacción de los alumnos. Además si se utiliza como única forma de organización se genera un tipo de educación  donde el  fin es reproducir la información.

2. GRUPOS DE CUATRO Y PAREJAS

parejas

 Son las disposiciones espaciales más adecuadas para la interacción de los alumnos, para trabajar en equipo, trabajos cooperativos, tutorías por un compañero o grupo, heteroevaluación, etc. Hace posible que un alumno hable con otro, que se ayuden, que compartan materiales y trabajen en tareas comunes al grupo fomentando al tiempo muchos valores sociales. Sin embargo, esta disposición no es adecuada cuando se trata de explicar algo al conjunto de la clase y puede hacer más difícil el control de ésta.

3. FORMACIÓN EN BLOQUE

en bloque

 

 

 

Los alumnos se sientan muy juntos, próximos al foco de atención, sólo deberá ser utilizada durante breves periodos de tiempo, ya que puede ser origen de problemas de disciplina. Por otro lado, puede crear un sentimiento de cohesión y es útil en situaciones en las que el profesor quiere que los alumnos sigan una demostración, intervengan activamente en la resolución de un problema o contemplen una proyección.

4. HERRADURA-CIRCULO-SEMICIRCULO

Herradura

Estas disposiciones son útiles para los debates y la puesta en común en clase al tiempo que permiten que los estudiantes trabajen independientemente en sus asientos.  Con estas distribuciones se provee un ambiente más cálido, se mantiene una distancia  física corta entre unos y otros y se estable un contacto visual más directo. También es aconsejable para formar grupos pequeños o todo el grupo, para contar anécdotas, compartir experiencias, narrar cuentas o relatar historias, realizar exposiciones  y conferencias. 

5. EN ELE

ele

Favorece el trabajo cooperativo y familiar.

6. REPARTICIÓN EN ESPACIO PERSONAL

espacio personal

Es importante que se descubra que para trabajar de forma individual se tiene que buscar un espacio personal que lo favorezca, por tanto, cada persona procurará encontrarlo colocando la mesa de forma que le posibilite la reflexión, la interiorización y el aislamiento. Vale la pena recordar que aprender es un acto personal  que nadie puede hacer por otra persona y para ello se requiere de un  espacio propio.

 7. OTRAS POSIBILIDADES

Para finalizar, se presentan los gráficos de otras posibles distribuciones. En algunas se combinan las anteriores. Atención: no son las únicas distribuciones que se pueden realizar, además, usted puede crear rincones (lectura, proyecto de aula, ciencias, sociales,,,) dentro del salón Aquí juega un gran papel la experiencia, la creatividad del docente y lo que pretenda lograr con sus estudiantes.    

otras posibilidades

Ventajas y desventajas de distribuir el salón en X y Z (Javier Herrera Cardozo. Bogotá, septiembre 2014)

La distribución en X debe ser transitoria. Se puede utilizar durante tiempos cortos y eso depende del objetivo de su actividad: exposiciones suyas y/o de los estudiantes. Considero que es útil cuando se quiere ubicar líderes o estudiantes con dificultad. Así los puede intervenir con facilidad. Eso sí, dejarlos en los extremos de la diagonal de la equis.

También, es útil cuando desee aprenderse los nombres de los estudiantes, mientras los conoce. En este caso rota a los que están en las esquinas de la equis y así se va aprendiendo los nombres de cuatro estudiantes. La desventaja, es la posibilidad de desplazamiento en caso de un estudiante necesitarlo y para evacuar el salón, en caso de una emergencia.

Para utilizar esta distribución se debe tener un grupo ya organizado y depende del grado y la edad del estudiante. Así mismo, habría que distribuir los estudiantes por estatura para que los niños ubicados en las diagonales superiores puedan observar la explicación del profesor.

Referente a la distribución en Z, permite más movilidad del docente y el estudiante. Con ella se pueden asignar trabajos en donde requiera que los estudiantes estén solos (ubicarlos en la línea que une la zeta) o en grupos (ubicarlos en las dos líneas horizontales de la zeta). Lo ideal es rotar los puestos de ubicación en la zeta según el nivel de atención de los estudiantes y la capacidad de trabajo individual o grupal. Aunque es conveniente que todos aprendan a trabajar de manera individual y en grupo. La desventaja, es que da posibilidad a que los estudiantes ubicados en las líneas superior en inferior de la zeta hablen mientras se da una indicación. De ahí la importancia de rotarlos.

Finalmente, recuerden que toda estrategia tiene su punto a favor y su punto en contra. Lo importante es variar y hacer que los estudiantes se acostumbren a los cambios. Además generaría movimiento continuo. Así su pensamiento no será focalizado, sino global. Un buen ejercicio es hacerles un cronograma por días o semanas en donde les presente la opciones para organizar el salón y los encargados.

BIBLIOGRAFÍA

Rosa María Carda Ros, Faustino Larrosa Martínez, Rosa María Carda Ros. La organización del centro educativo.

Conocimiento, Participación Y Cambio: Capacitación de Docentes a Partir de la Investigación en El Aula.

Publicado por Editorial Universidad de Costa Rica

ISBN 9977674884, 9789977674889

www.mundoeduktivo.blogspot.com/2006/05/organizacin-del-aula.html

About these ads

32 Responses to “LA DISTRIBUCIÓN DE LOS PUPITRES EN EL AULA DE CLASE (Javier Herrera Cardozo. Bogotá, mayo 2009)”


  1. 1 Jose David García Marrugo noviembre 5, 2009 en 6:58 pm

    Muchas gracias por haber subido esta informacio ya que me sirvio de mucha ayuda para un proyecto con respecto a la distribucion de los pupitres en las aulas de clases.

  2. 4 MIRNA ICHAJ mayo 7, 2011 en 2:35 pm

    felicidades es una informacion bastante basica y como maestra considero que los ejemplos graficados le mdan una mayor significatividad.

  3. 6 helena vazquez mayo 4, 2012 en 8:40 pm

    muchas gracias por la informacion es muy valiosa.
    las formas de distribuir al alumno son muy utiles

    • 7 pedagoviva mayo 4, 2012 en 10:25 pm

      Hola Helena:

      Gracias por su comentario, por visitar y difundir PEDAGOVIVA.

      Estamos para servir al docente.

      Un abrazo,

      Pedagoviva

  4. 8 Sofía Romero de Poveda mayo 6, 2012 en 1:40 am

    Me gusto ésta página, me encanta variar la organización en un salón de clase.
    Sofía

  5. 9 Alejandra Alvarez febrero 12, 2013 en 3:21 pm

    gracias por la ayuda ya que esto permite un optimo entendimiento y atencion en los estudiantes hacia el profesor

  6. 11 Diseñador Industrial César Galán febrero 13, 2013 en 2:21 am

    Les invito a que consulten el documento Aula 360° de la empresa colombiana de mobiliario Kassani en el link http://www.kassani.com/index.php?pag=publicaciones

  7. 12 norma martinez mayo 18, 2013 en 5:57 am

    Primero felicitar por el articulo, es muy interesante; me gustaría que distribución de puestos es mas aconsejable cuando los alumnos son muy conversadores…

    • 13 pedagoviva mayo 18, 2013 en 1:44 pm

      Buen día Norma:

      Gracias por visitar PEDAGOVIVA. En cuanto a su pregunta sugiero lo siguiente:
      1. Cuando los estudiantes son conversadores me indica que tiene un gran potencial para trabajar, porque son ansiosos de conocimiento. Ante esto hay que prepararles “más de lo normal” los trabajos, en especial en donde tengan que intervenir (laboratorios, recortes, crucigramas, exposiciones, obras de teatro, etc.) y fijar la atención.
      2. Ubicar los “conversadores” y ubicarlos en sitios extremos del salón (al frente y atrás).
      3. Rotar la ubicación de los pupitres: ciertos días en horizontales, otros en herradura, círculo, semicírculo y algunos en espacio personal. Para ello les organiza un horario en donde les presente la ubicación con el dibujo (lunes: _____, Martes: ), etc.). Los estudiantes llegan y organizan el salón. Aclaro que es una rutina y se debe mantener. Por tal razón, paciencia si al comienzo no funciona.

      Un abrazo,

      PEDAGOVIVA

      • 14 Melissa Pérez Hincapié septiembre 22, 2013 en 3:07 pm

        Excelente tema…

        Pero… ¿Qué hacer cuando los estudiantes son conversadores, no porque sean ansiosos de conocimiento sino más bien desinteresados y desmotivados?… Ocurre que entre mis estudiantes hay un desinterés por el estudio generalizado, no tienen motivación para adquirir conocimiento y en general no le encuentran finalidad a la mayoría de los procesos educativos. Entonces, por costumbre del colegio los salones están organizados en “columnas” o filas “verticales”, podría decirse; los estudiantes van deformando las filas hasta que queda una desorganización completa y van agrupándose de acuerdo al nivel de amistad, entonces son habladores, pero no están hablando de la clase ni del conocimiento ni de nada al respecto, sino de sus fines de semana, de las parejas de novios que se forman y desahacen, etc.

        Obviamente el trabajo debe ir enfocado a motivar a los estudiantes y mostrarles la importancia de la educación, pero,¿Cómo puede la organización del aula contribuir a ese propósito? y ¿Cuál sería la distribución más adecuada?

      • 15 pedagoviva septiembre 23, 2013 en 2:27 pm

        Buen día Melissa:

        Gracias por su comentario y por visitar Pedagoviva.

        En cuanto a su inquietud sugiero lo siguiente, aunque desconozco el nivel, edad, género, grado y disciplina (materia) que reciben:

        1. Identificar a los estudiantes que hablan y ubicarlos en sitios estratégicos (uno en el primer puesto de la primera fila, otro al final; en la segunda fila, uno en el centro; en la tercera fila, hacer lo mismo con la primera; para la cuarta fila, hacer lo de la segunda). Así tendría controlado a seis estudiantes habladores.
        2. Como les gusta hablar el primer día de la semana, asigne temas de exposición para ese día y organiza el salón como para una conferencia. Incluso puede encargar a estudiantes para que el primer día de clase organicen el salón. Es decir, que ellos sean los que trabajen y uno hace el papel de escucha. No olvidar darle los criterios para la exposición y el valor, ojalá mayor de las demás notas para que sepan el compromiso.
        3. Asignarles el fin de semana un trabajo escrito sobre un tema o documento (individual o grupal). Les puede organizar un panel y que ellos argumenten. En este caso puede distribuirles el salón, para tal fin.
        4. Tenerles una ubicación diferente cara cada día. Para ello les hace un cartel con las figuras en las que debe estar distribuido y asigna encargados para organizar el salón. Eso sí, hay que tener paciencia, porque al incio se pierde un “poco de tiempo” y puede generar “ruido”, pero una vez tengan la rutina todo se normaliza.
        Finalmente, le comento que no es fácil, en la actualidad, hacer que los estudiantes amen el estudio, porque están llenos de distractores (cine, fútbol, videojuegos, etc.) y agréguele a esto unos padres desentendidos. Todo lo anterior hace que en la cabeza no tengan conocimientos, sino aserrín. Aquí la opción es generar una estrategia y mantenérselas hasta el final o hasta ver cambios. Ello implica una labor de mucha paciencia, dedicación e investigación la disciplina que les enseña.

        Espero que pueda aportar a su inquietud.

        Un abrazo,

        Pedagoviva

  8. 16 Tamara Herrera julio 24, 2013 en 3:26 am

    Hola, me gustó muchisimo tu artículo ya que ando tas la búsqueda de mejorar el ambiente en el aula (en lo espacial)
    Pero también busco una información un tanto relacionada, a ver si tu la posees.
    Resulta que dentro del orden “lógico” es común sentar a un chico con altas capacidades con alguien que presente dificultades para el aprendizaje, ya que esto potencia al estudiante. Pero para mi ha dejado de ser lo lógico ya que el estudiante con altas capacidades frena su aprendizaje, o lo disminuye, por lo que deja de ser beneficioso para todas las partes.
    Estoy segura que debe haber alguna respuesta distinta que beneficie a todos, inclusive estaría dispuesta a emplearla si esta presentara más trabajo para mi.
    He buscado investigaciones en internet pero no he dado con alguna solución.
    Estaría más que agradecida si tu tuvieses algo que compartir al respecto.
    Desde ya muchas gracias.
    Tamara Herrera
    Profesora de Inglés
    Chile

    • 17 pedagoviva julio 24, 2013 en 4:13 pm

      Buen día Tamara:

      Gracias por visitar PEDAGOVIVA.

      En cuanto a su inquietud, tiene razón el estudiante “bueno” termina influenciado por el “a mejorar”. Esto ocurre en algunos grados, en especial, cuando son estudiantes de primaria y básica. También, porque no se ha preparado a ninguno de los dos para ello: tanto el estudiante orientador, como el orientado deben tener claro lo que se realiza. Así hay compromisos y límites.

      Aquí el tema es la tutoría y la base pedagógica es el desarrollo de la zona próxima de Lev Vygotski. Puede indagar al respecto. Por otra parte, observo que es docente de inglés y podría apoyarse en documentos sobre el desarrollo de la segunda lengua.

      Como apoyo le envío dos documentos al respecto. El primero, si hace claridad sobre la tutoría. El segundo, aporta algunos elementos de educación directiva y no directiva.

      Estaré atento a cualquier comunicación al respecto. Espero que sea un aporte a lo que esperaba.

      Un abrazo,

      Pedagoviva

  9. 18 silvia septiembre 27, 2013 en 5:03 am

    hola muchas gracias por la información a que estoy elaborando ni tesis de y requería información de esta. muchos saludos

  10. 20 Adan Guerrero septiembre 30, 2013 en 4:32 pm

    Excelente Información… Me gustaría me hicieran un comentario a la siguiente pregunta?

    ¿Cual es el mejor ambiente de aprendizaje en alumnos de entre 13 y 14 años para desarrollar el trabajo colaborativo en una aula con un espacio de 8 x 8 metros?
    Gracias

    • 21 pedagoviva octubre 2, 2013 en 5:03 pm

      Buen día Adán:

      Gracias por visitar PEDAGOVIVA.

      En cuanto a su pregunta depende de la disciplina que se trabaje. Recuerda que en estas edades los estudiantes tienen intereses “mediatos” y todo les parece “jarto”, sino está de acuerdo a sus intereses. Por tal razón conviene involucrarlos y comprometerlos con su aprendizaje.

      Referente al trabajo colaborativo, hay que asignarles roles específicos (líder, secretario, abogado del diablo, expositor) y rotativos. Lo anterior implicaría organizar grupos de máximo cuatro personas reunidas en círculo, mientras trabajan y al momento de la exposición, disponer el salón como para una conferencia o coloquio (ver el modelo). Así con esa distribución y las medidas que envía podrían hacer que participaran. También involucrarlos en trabajos prácticos que pongan en juego su creatividad y los rete a cumplir.
      Para finalizar, lo invito a consultar sobre aprendizaje cooperativo, desarrollo psicológico de los estudiantes en esa edad y estrategias de enseñanza- aprendizaje en su disciplina.

      De nuevo gracias por visitarnos.

      PEDAGOVIVA

  11. 23 gloria mayo 14, 2014 en 8:10 pm

    Hola, muy bueno el aporte de ventajas y desventajas sobre organización me sirve. Debía justificar la disposición de las mesas en mi salón. gracias.

    • 24 pedagoviva mayo 22, 2014 en 9:47 pm

      Buen día Gloria:

      Gracias por visitar y confiar en PEDAGOVIVA.

      Estamos para servirle. No olvides compartirle a un colega este sitio.

      Un abrazo,

      PEDAGOVIVA

  12. 25 Facundo mayo 31, 2014 en 4:30 am

    ¡Muchas gracias por el post! La conformación más amena para los 11 estudiantes en el que voy a dictar mis clases es la de semicírculo, así que esa voy a aplicar.

    • 26 pedagoviva mayo 31, 2014 en 1:58 pm

      Buen día Facundo:

      Gracias por visitar pedagoviva. Recuerde que puede variar la distribución según la actividad y los estudiantes.

      Pedagoviva

  13. 27 Wilson junio 12, 2014 en 6:07 pm

    excelente articulo, lo necesitaba para un trabajo de la universidad.
    Gracias…

    • 28 pedagoviva junio 12, 2014 en 9:40 pm

      Buen día Wilson:

      Gracias por visitar y confiar en nosotros. Espero que difunda el enlace del blog a sus compañeros.

      Un abrazo,

      PEDAGOVIVA

  14. 29 vero septiembre 3, 2014 en 10:01 am

    Hola:
    Me ha gustado mucho el artículo porque tengo un aula pequeña y estoy pensando cuál sería la mejor distribución de los pupitres. He indagado por internet y he visto que hay mas formas y me gustaría, si es posible, que comentases un poco, como en el artículo, alguna ventaja y desventaja de ellas que sería: en X, en Z, en bloque y en pasillo. Muchas gracias. Un saludo.

    • 30 pedagoviva septiembre 8, 2014 en 9:46 pm

      Buen día Vero:
      En cuanto a su pregunta, la distribución en X debe ser transitoria. La puede utilizar durante tiempos cortos y eso depende del objetivo de su actividad: exposiciones suyas y de los estudiantes. Considero que es útil cuando usted quiere ubicar líderes o estudiantes con dificultad. Así los puede intervenir con facilidad. Eso sí, dejarlos en los extremos de la diagonal de la equis.
      También es útil cuando desee aprenderse los nombres de los estudiantes mientras los conoce. En este caso rota a los que están en las esquinas de la equis y así se va aprendiendo los nombres de cuatro estudiantes. La desventaja, es la posibilidad de desplazamiento suyo en caso de un estudiante necesitarla y para evacuar el salón en caso de una emergencia.
      Para utilizar esta distribución se debe tener un grupo ya organizado y depende del grado y la edad del estudiante. Así mismo, habría que distribuir los estudiantes por estatura para que los niños de las diagonales superiores puedan observar la explicación del profesor.
      Referente a la distribución en Z, permite más movilidad del docente y el estudiante. Con ella puede asignar trabajos en donde requiera que estudiantes estén solos (ubicarlos en la línea que une la zeta) o en grupos (ubicarlos en las dos líneas horizontales de la zeta). Lo ideal es rotar los puestos de ubicación en la zeta según el nivel de atención de los estudiantes y la capacidad de trabajo individual o grupal. Aunque es conveniente que todos aprendan a trabajar de manera individual y en grupo.
      Finalmente, recuerda que toda estrategia tiene su punto a favor y su punto en contra. Lo importante es variar y hacer que los estudiantes se acostumbren a los cambios. Además generaría movimiento continuo. Así su pensamiento no será focalizado, sino global. Un buen ejercicio es hacerles un cronograma por días o semanas en donde les presente la opciones para organizar el salón y los encargados.
      Gracias por visitar PEDAGOVIA


  1. 1 Como colocar a tus alumnos en clase Trackback en septiembre 19, 2013 en 5:10 pm
  2. 2 Dick Trackback en mayo 21, 2014 en 10:50 pm

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: